Acompañando el pedaleo

Hace un tiempo reflexionaba sobre lo disgregados que estamos a veces, quienes pedaleamos. En ciudades que aún viven bajo la cultura del automóvil, como Santiago, nos hacemos un flaco favor cuando no nos acompañamos. Si los que están usando hoy las veredas bajaran a la calzada, como corresponde a los vehículos, sin duda los que andamos en bici seríamos mucho más visibles al hacer evidente y constante nuestra presencia en la calzada. Con eso conseguiríamos mejorar nuestra experiencia, haciendo nuestros viajes mas seguros. La invitación es a acompañarnos en vez de adelantarnos y seguir nuestro camino a solas y explorar los beneficios sociales del pedalear.

Con esa idea en mente comencé a fotografiar, preferentemente con mi móvil, a las personas que acompañaba en el viaje. Al cabo ya de un tiempo, esta colección de fotos comenzó a confirmar la diversidad de estilos y formas de pedalear. A los que corrían no los perseguía, claro está, porque disfruto inspirarme con la calma del pedaleo de otros.

El pedaleo pausado de este repartidor de correspondencia me inspiró una mañana en la que iba atrasado a mi destino, pensando en que el pedaleo agitado me hacía ganar tiempo. El iba tranquilo haciendo su trabajo y seguro que cada sobre o cuenta que debía entregar llegó a tiempo.

Pedaleo pausado

Otro repartidor, un poco más corpulento que el anterior, subiendo por Av. Irarrázaval durante las primeras horas de la mañana.

Pedaleo pausado por Irarrazaval

Aquí, las clásicas detenciones al borde de la esquina. Una maniobra que muchos aplicamos para partir con mayor visibilidad, una forma de presentarnos a los que serán nuestros compañeros (motorizados) de vía, antes de la luz verde. Además nos permite partir con mas espacio para los instantes menos estables del pedaleo.

Esperando

Clásico estilo de esos usuarios de la bici que no sucumbieron al boom del automóvil de los 80. Pedaleros históricos. El jockey parece ser uno de los referentes de esos años.

Esperando

Y siempre están las chicas que van ocupando con gracia y personalidad las calzadas. Por cierto, me atrevo a aventurar, por lo que me ha tocado observar, que Santiago es una de las capitales latinoamericanas que destaca por la presencia femenina en dos ruedas. ¡Bien por ellas y bien por todos nosotros! Nos muestran que la ciudad está sanando.

Sucre / Miguel Claro

Calle Vasconia

Aquí una graciosa y al mismo tiempo estilosa postura justo antes de detenernos en la luz roja, en la esquina de Irarrázaval con Vicuña Mackenna en Ñuñoa.

Grecia / Vicuña Mackena

Muévete en bici hoy, será un buen día

Claudio Olivares Medina

Sobre Claudio Olivares Medina

Diseñador, fotógrafo y director de Bicivilízate. Trabaja para mejorar y enriquecer la experiencia urbana.

2 Comentarios

Comenta: