Encuentra las diferencias

by Claudio Olivares Medina


Hay una diferencia clave entre habitar la ciudad y habitar un espacio privado para simplemente pasar por ella para llegar a destino. A pie y en bicicleta los cuerpos están expuestos, y aunque muchos se han empeñado en establecer dicha característica como un riesgo (ciudadanos vulnerables les llaman), es simplemente una virtud. El lenguaje corporal, el cruce de miradas, ritmos y velocidades hacen que en bicicleta y caminando haya más tiempo para comunicarse y ponerse de acuerdo, ayuda al reconocimiento del otro y eso facilita el camino hacia el entendimiento. Encerrados en un auto nos perdemos la magia del contacto con nuestros compañeros ciudadanos.

Es por eso que estos dos videos debían ser puestos juntos, por si solos demuestran en gran parte, de qué forma podemos tener una mejor experiencia urbana.

Muévete en bici hoy, será un buen día.